Qué es la Fisioterapia Equina

Los caballos son deportistas y como todo deportista requieren un apoyo fisioterapéutico para alcanzar el máximo rendimiento.

fisioterapia equina

fisioterapia equina

La fisioterapia equina surge como un complemento de la medicina deportiva para mejorar la capacidad de reparación de los tejidos y devolver la funcionalidad a los animales lesionados. Es un campo que se encuentra en pleno desarrollo en medicina equina pero que está totalmente afianzado en medicina humana, y prueba de ello es la presencia de fisioterapeutas junto con los principales deportistas de toda clase de deportes.

Se define como la aplicación de terapias físicas para el tratamiento y prevención de lesiones; las técnicas de tratamiento que se usan se dividen en terapias manuales, técnicas eléctricas y ejercicio terapéutico.

En fisioterapia siempre se trabaja buscando la recuperación funcional del animal a través del movimiento. La creencia de que el reposo absoluto en la cuadra o “el campo” son capaces de curar todas las lesiones, se encuentra obsoleta en un mercado cada vez más competitivo y exigente. Hoy en día es necesario realizar una rehabilitación dinámica que permita acortar el tiempo de inactividad deportiva del animal y disminuir la probabilidad de que se vuelva a lesionar.

 

Beneficios de la fisioterapia equina

Las técnicas fisioterapéuticas se deben aplicar siempre bajo supervisión veterinaria y con un diagnóstico veterinario previo; entre sus ventajas destaca el hecho de que no son invasivas, no requieren de farmacología y dado que no presentan efectos negativos, rara vez están contraindicadas.

Los beneficios que aporta la fisioterapia equina en el campo del tratamiento de lesiones músculo-esqueléticas son numerosos; se obtienen menores tiempos de convalecencia, se controla el dolor y la inflamación sin necesidad de fármacos, se evita la atrofia muscular  por desuso (frecuente tras largos períodos de reposo) y se mejora la reparación tisular. Todo esto se traduce en una pronta recuperación de la funcionalidad y del rendimiento, y una disminución de la probabilidad de recidivas de la lesión.

La eliminación del dolor, el reestablecimiento del rango de movimiento, la mejora de la calidad del tejido cicatrizal, la prevención de lesiones y la optimización del potencial físico y deportivo, son algunos de los objetivos del trabajo fisioterapéutico, aplicados siempre bajo supervisión veterinaria.

Artículo original en Equidinamia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *